El día que Steve Jobs dijo que destruiría Android y que provocaría una guerra Termonuclear contra Google (y eso que antes eran amigos)

Cuando Google se fundó hace ya 20 años (exactamente el 4 de septiembre de 1998), la empresa no era más que un puñado de entusiastas que habían sido contratados por dos jóvenes de 25 años llamados Sergei Brin y Larry Page. El negocio tenía por delante un futuro prometedor pero la inexperiencia de ambos fundadores era un problema a la hora de buscar inversores. Así que necesitaban un líder, un CEO con experiencia. Y ese líder elegido por ambos era nada más y nada menos que Steve Jobs.

Tanto Sergei Brin  como Larry Page se reunieron con muchos conocidos CEOs de Silicon Valley para buscar un CEO con experiencia y arrancar su proyecto. Por ejemplo, se reunieron con Jeff Brezos (CEO de Amazon) y Andy Grove (CEO de Intel) entre otros.  Al final de la búsqueda tenían una cosa clara, sólo había una persona a considerar como CEO. Y esa persona era Steve Jobs. Pero Jobs ya estaba en Apple desde su vuelta en 1997 justo a punto de introducir el revolucionario iPod por lo que nos sería una tarea sencilla, de hecho, parecía imposible (tal y como fue). Abajo podéis ver un vídeo de 1999 para que os hagáis una idea de cómo era Google por aquella época (Sergei y Larry salen también):
Así que se pusieron en contacto con él pero, como ya se veía venir, Jobs rechazó la oferta (recordemos que por aquella época también era CEO de Pixar). Pero el buen ojo para los negocios de Jobs detectó algo especial en esos chicos así que se ofreció a ser su mentor. Esto quería decir que les dejaría tener acceso a los consejeros más cercanos de él, a su equipo personal, un auténtico lujo para ellos. Esto era realmente una gran ventaja para los chicos de Google ya que les abría muchas puertas que de otra forma estarían totalmente cerradas para una empresa recién fundada.

Esto sería el comienzo de una época de buenas relaciones entre Apple y Google que duraría varios años, hasta que un buen día los chicos del GooglePlex desarrollaron el sistema operativo Android. Cuando Steve Jobs se enteró de este proyecto entró en cólera. Para él, era una traición a toda la ayuda que este les había ofrecido durante años. 
Figura 1. Aspecto de la web de Google en 1998. Fuente.

Además, el CEO de Google, Eric Schmidt, estuvo en la junta directiva de Apple justo durante el desarrollo del iOS. La historia se repite igual que aquella vez que llamó a Bill Gates para quejarse por el “robo” del entorno gráfico del Macintosh OS y utilizado en su nuevo sistema Windows. Ojo a la épica frase que pronunció sobre Google y Android:
“I will spend my last dying breath if I need to, and I will spend every penny of Apple’s $40 billion in the bank, to right this wrong,” I’m going to destroy Android, because it’s a stolen product. I’m willing to go thermonuclear war on this.”

Más o menos traducido sería:

“Utilizaré hasta mi último suspiro si hace falta y gastaré hasta el último centavo de los 40 millones de dólares de Apple que hay en el banco, para corregir este error. Voy a destruir Android porque es un producto robado. Estoy dispuesto a ir a la guerra termonuclear”

Pero lo mejor de todo fue la frase que le dijo a Larry Page: “... os estáis volviendo como Microsoft“. Y eso que en aquella época las relaciones entre Apple y Microsoft eran buenas, menos mal. Y esta guerra la continuó Steve Jobs hasta literalmente su último suspiro y que dura hasta el día de hoy.

Powered by WPeMatico

Entradas relacionadas

About Gustavo Genez 2022 Articles
Informático de corazón y apasionado por la tecnología. La misión de este blog es llegar a los usuarios y profesionales con información y trucos acerca de la Seguridad Informática.